SANTA MARÍA DO LEBOREIRO, MELIDE

El CAMINO FRANCÉS se adentra en Melide por la aldea de Santa María do Leboreiro. En el Códice calixtino (Codex Calixtinus, siglo XII) aparece como Campus Levurarius, que significa "campo de liebres". Un itinerario anónimo francés del siglo XIV – Itinerario de Avignon – semeja referirse a Leboreiro como “Can Liveriere”. En 1185 el lugar es donado por Fernando II al Monasterio de Sobrado. 

Tuvo HOSPITAL DE PEREGRINOS, documentado en el siglo XII, rehabilitado por Vasco de Ulloa en el siglo XV. Actualmente sólo se conservan del edificio dos paredes con los escudos de los Ulloa. Delante del antiguo hospital, un CABECEIRO o cabazo (hórreo) hecho con varas entretejidas recuerda los primitivos celeiros (graneros) para guardar el maíz. La palabra cabazo y sus variantes (cabaza, cabaceiro, cabeceiro, cabeceira y cabaceira) provienen, según Trapero Pardo, del vocablo común calabaza y según Corominas proviene del término preromano calapaccia, que significa `cubierta exterior´. El nombre común cabazo designa principalmente al hórreo con varas. Este tipo de construcciones debió de ser típica de la zona, como muestra el cabazo que encontramos en Orosa (Palas de Rei). 

EN LOS MUROS DE LA EDIFICACIÓN SE OBSERVA EL ESCUDO

La IGLESIA DE SANTA MARÍA es gótica, aunque persisten en ella concepciones y motivos ornamentales característicos del Románico. Tiene nave rectangular y ábside circular.


Destaca por su portada principal, con arco y arquivolta ojivales. 



En el tímpano aparece esculpida en altorrelieve la Virgen, sedente y coronada sosteniendo el Niño con ambas manos, que posa de pie sobre la pierna izquierda de la madre. A uno y otro lado aparecen esculpidos en bajorrelieve ángeles que portan filacterias e incensarios. Según la LEYENDA, cerca de esta iglesia un buen día comenzó a manar agua de una fuente, que tenía la curiosa virtud de emitir luz durante la noche y un suave aroma durante las horas de día. Los aldeanos, pensando que se trataba de un milagro, excavaron en su alrededor y encontraron una imagen de la virgen, que fue llevada hasta la iglesia. Pero la virgen desenterrada, volvía cada noche hasta el lugar de la fuente, hasta que un artista del lugar esculpió una talla de la virgen en el tímpano de la iglesia. Desde entonces la virgen aceptó quedar en la iglesia.


Los capiteles de las columnas de la portada representan basiliscos.



Mochetas de la portada.



El acceso al presbiterio se hace a través de un arco triunfal de medio punto. En el testero de la nave hay un Agnus Dei, formado por un cordero y una cruz acrótera. El alero del ábside está ornamentado por una serie de canecillos con figuras y cabezas humanas y de animales y en el lateral sur tenemos unos canecillos sencillos, dos de ellos decorados con conchas de vieiras.



En el interior de la iglesia nos encontramos con una interesante colección de escultura religiosa de varias épocas y estilos. En el muro lateral izquierdo hay una imagen de la Virgen sedente, con el Niño en el regazo, en madera policromada, tal vez del siglo XIV. También se conserva un panel de pintura mural realizada en el segundo tercio del siglo XVI, con las representaciones de la Flagelación de Jesús, la Visitación de Santa Isabel y el Martirio de San Sebastián. La pared del arco triunfal tiene restos pictóricos de un Cristo crucificado.




Dejando O Leboreiro hacia Furelos, por el camino que continúa empedrado y delimitado por cierres de piedra,...


... nos encontramos en Desicabo y sobre el río Seco,...



... con un hermoso PUENTE MEDIEVAL de un solo arco del siglo XIV.



INFORMACIÓN RECOGIDA EN LOS SIGUIENTES ENLACES






VISITA OTROS SORPRENDE TES LUGARES DEL MUNICIPIO DE MELIDE EN ESTE ENLACE, CON UN MAPA PARA LLEGAR A CADA UNO DE ELLOS.

No hay comentarios:

Publicar un comentario