CASTRO DE CASTROMAIOR, PORTOMARÍN

El Castro de Castromaior, es uno de los yacimientos arqueológicos de la Edad del Hierro más interesantes del Noroeste de la Península Ibérica.







Con una extensión de más de 4 Ha. distribuidas en 6 recintos amurallados.
Al finalizar los trabajos, en el 2010, el yacimiento fue declarado

BIEN DE INTERÉS CULTURAL (BIC).




Castromaior se desarrolla en la I Edad del Hierro, las fechas confirmadas hasta el momento nos llevan a unas primeras fases datadas en el siglo V-IV a.C., momento de mayor esplendor del poblado, hasta el siglo I a.C.- I d.C.





La ocupación del poblado es permanente desde su entidad, hasta los primeros acercamientos a los romanos, fase en la que el castro es abandonado, no obstante con la intención de volver, pues el hecho de que en varias casas estén tapiadas las puertas con grandes losas, garantiza las entradas, contra la humedad y el robo, lo que muestra el propósito de volver a ellas.




 La época más antigua del poblado se asocia a unas viviendas hechas con maderas y elementos vegetales de los que solo se conservan las zanjas de cimentación y los agujeros de los postes. 

PIEDRA INCRUSTADA EN UNO DE LOS MUROS DE UNA VIVIENDA



Esta fase se remonta a la primera Edad del Hierro.
El poblado tras un gran incendio, sufre una gran transformación que corresponde con la sustitución de las cabañas vegetales, por viviendas pétreas con techumbres vegetales.






La segunda transformación ocurrida, se correspondería con lo que podíamos denominar, el último momento de esplendor del poblado y es la que nos revelar la actual disposición de los restos arqueológicos.






  La estructura del poblado crea una serie de calles transversales ciegas, de dominio privado, a las que solo se accede desde la ronda de la muralla.





Las nuevas estructuras o casas se hallan con la planta cuadrangular y esquinas redondeadas, y los edificios se encuentran muy próximos entre ellos.





La única entrada al recinto adquiriere una gran monumentalidad.




La puerta estaba flanqueada por dos torres y un canal de acceso de más de 14 metros de longitud que se instalaron tres puertas de madera.



El acceso a estas se realizaba por unas escaleras, conservando dos. Las torres se conectan en la parte superior, de modo que el paso a través de la pared siguió de lado a lado de la puerta.




El conjunto estaba armado con grandes pilares y vigas de traviesas de madera, así atestiguan las ranuras, los cortes y las esquinas de las paredes de la entrada.



 Estos cambios son reflejo de una nueva ordenación urbanística, planificada en consecuencia de esta última transformación, cuyo origen se asocia a los primeros contactos con el mundo romano.

SISTEMA DE ALCANTARILLADO ROMANO.

SISTEMA DE ALCANTARILLADO ROMANO.

El recinto superior tiene una morfología alargada y está delimitada en su perímetro por la muralla de 316 m, hecha en piedra.





 Partiendo de la croa a la que se unen varios recintos, formando sucesivas plataformas, delimitadas claramente por líneas de murallas, defensas de tierra con empalizadas y fosos que rodean cada recinto, dándole al poblado un aspecto de fortificación.










Hasta cuatro recintos amurallados más se disponen por esta orilla, y otros dos en la opuesta, adosándose repetidamente para finalizar en una compleja sucesión de fosos, murallas y lomas, como límite final del poblado.




Analizando más al detalle estos recintos, semeja que el poblado experimentó una cierta evolución de la estructura original, puesto que algunos de los parapetos o murallas presentan ciertas rectificaciones. 





INFORMACIÓN RECOGIDA DE LOS SIGUIENTES ENLACES.


VISITA OTROS SORPRENDENTES LUGARES DEL AYUNTAMIENTO DE PORTOMARÍN EN ESTE ENLACE, CON UN MAPA PARA LLEGAR A CADA UNO DE ELLOS.


No hay comentarios:

Publicar un comentario