O BOLO

El Castillo de O Bolo, también conocido por los lugareños como Torre del Homenaje, es considerado uno de los monumentos más emblemáticos e importantes de la zona.


La fortaleza original fue construida entre los siglos XII (Doña Urraca) o XIII (Doña Sancha). Con posterioridad, perteneció a los Condes de Lemos.


Con motivo de las revueltas de los Irmandiños sufrió importantes daños y se reconstruye a finales del siglo XVI, bajo el patrocinio del  Conde de Benavente D. Juan de Pimentel.

A finales del siglo XVI la villa de O Bolo pasa de ser de señorío a realengo y a depender directamente de la corona.




El castillo llega hasta nuestros días luego de una historia de destrucción y abandono. Fue utilizado como cantera, escuela de primaria, cárcel y campo de fiestas.





En el 1999 el ayuntamiento comienza su rehabilitación, concluyéndose las obras en el año 2001 como museo. El museo del castillo de O Bolo está abierto al público, es de carácter interactivo y permite acercarnos de manera amena y entretenida a la fascinante historia de una fortaleza del siglo XV. Éste centro de interpretación revela la evolución del castillo desde sus orígenes hasta la actualidad; para ello la exposición cuenta con una recreación de distintos ambientes de época, reproducción de objetos, paneles, textos e ilustraciones que se pueden tocar y usar de manera que el visitante pueda sentirse actor de la historia.



Gracias a su rehabilitación es posible acceder a su terraza y poder visualizar la vista que ofrece la torre que cuenta con veinte metros de altura aproximadamente.




Este museo como centro de interpretación consta de dos espacios: la propia TORRE DEL HOMENAJE de planta cuadrada y 18 metros de altura, y un edificio anexo construido posteriormente (siglo XVI) y que está adosado a la torre.



Del castillo aparte de su torre del homenaje,...


...nos han quedado restos de muralla tanto la exterior como la interior con bastiones o baluartes semicirculares en los muros y circulares en las esquinas,...








... el patio de armas y el aljibe.




Horario: Miércoles y Jueves de 11:00 a 14:00 y 16:00 a 20:00. Viernes, Sábado y Domingo: de 16h00 a 20h00. Festivos y otros horario: concertar previa cita en el teléfono 988 323 030. Precio 1,80 €.

En el alto de la pequeña y pintoresca Villa de O Bolo, llamada en la antigüedad Volobriga, también apreciamos buenas muestras de arquitectura popular, como varias casas grandes.







Observamos un interesante ESCUDO en una de estas. Dividido en cuartos flanqueados por dos leones, en la parte superior, casco de armadura con penacho de plumas flanqueado su vez por volutas y diversas cabezas. En la parte inferior, otra pequeña cabeza y diversas borlas colgando del escudo. En el cuarto superior izquierdo, vemos un pájaro en reposo; en el cuarto inferior izquierdo, cruz griega potenzada; en el cuarto superior derecho, una torre; y en el último cuarto, dos llaves cruzadas.


Merece la pena subir hasta la espadaña de la iglesia parroquial de Santa María
 , admirar el paisaje y descubrir porqué los boleses tienen un dicho que dice que “El lobo nunca bajó al Bolo” que se puede decir al revés “Al Bolo nunca bajó el lobo”.




En el atrio de la iglesia parroquial de Santa María observamos un sencillo CRUCEIRO




Consta de una plataforma de planta cuadrada con tres escalones y un basamento cúbico de aristas redondeadas, tanto en la plataforma como en la basa. El varal es sencillo de aristas rebajadas o planta octogonal, dependiendo de cómo se mire. El capitel consta de una moldura de cuarto bocel y un ábaco cuadrangular. En el final, una cruz sin imaginería. Los brazos y el palo de la cruz finalizan en una cruz patada.



INFORMACIÓN RECOGIDA DE LOS SIGUIENTES ENLACES







VISITA OTROS SORPRENDENTES LUGARES DEL MUNICIPIO DE O BOLO EN ESTE ENLACE, CON UN MAPA PARA LLEGAR A CADA UNO DE ELLOS.

2 comentarios: