SAN SALVADOR DE SOUTOMERILLE. CASTROVERDE.

Para conocer este fascinador enclave, con un pasado lleno de historia, debemos adentrarnos en un bosque encantado, camino transitado desde antaño por los peregrinos que se dirigían a Compostela. 


El Camino de Santiago a su paso por el lugar
El camino nos desplaza por un sendero rodeado de especies autóctonas, robles y castaños, admirables ejemplares figurando una espesura sobre historias de "meigas".



Un auténtico espacio natural mágico, que personalmente, me recuerda al camino que lleva a la BASÍLICA DE LA ASUNCIÓN en SANTA MARIÑA DE AGUAS SANTAS, con el que encuentro varias afinidades.



El atractivo y apacible paseo nos conduce hasta una gran casa señorial, la CASA-TORRE DE ARRIBA.




Realizada en mampostería y granito, fue reedificada en 1590 parte de la fachada principal, acomodándole tres alturas al edificio,  que se levanta sobre lo que quedaba de los restos de una fortaleza de origen recóndito.




Cuentas que los peregrinos tenían en Soutomerille siete refugios, uno de ellos era esta construcción, donde había cárcel, además de soga y cuchillo como castigo a los malhechores.





Proseguimos la enigmática senda, ahora en pequeño descenso, cuando nos topamos,  insertado entre el murete de piedra que ciñe el arrebatador sendero, el CASTIÑEIRO DA CORREDOIRA.



Topónimo que hace referencia al camino rural y silvestre, donde hallaremos este impresionante castaño, monumento natural de 350 años de vida.




A escasos metros del castiñeiro se nos aparece la misteriosa IGLESIA MOZÁRABE DE SAN SALVADOR DE SOUTOMERILLE. Abandonada en la actualidad y en un estado de descuido, queda como testigo de su origen prerrománico, la ventana del lado este del ábside.



Es una hermosa ventana mozárabe de 0.90 x 0.72, con cuatro aberturas coronadas con arcos de herradura. 



Los reconstructores colocaron una inscripción alusiva a esta piedra: "QVAM SIT ANTIQVA / ECCLESIA LAPIS IN / FERIOR TESTATVR".





Don Nicandro Ares que, es estudioso profundo, alude al único lugar en esta parroquia que aparece en 1122, un monasterio llamando Sauto Maireli, trasformado hasta llegar al actual Soutomerille. Las referencias documentales sobre este monasterio son indudables, aunque la presencia de otros lugares cercanos, y la nomenclatura de cada período, lo suplantan en varias escrituras, logrando dejar interrogantes sobre él. Parece cierto que en el privilegio de la iglesia de Lugo, otorgado por Alfonso III en el año 897, la referencia que hace de San Salvador de Ramilani (Romeán) alude o envuelve la de Soutomerille. En la misma línea tendremos que interpretar una venta fechada en 1.005, que hace referencia al templo de San Salvador de Romeán y sus monjes. En otros documentos se denomina la iglesia de San Salvador de Vilafrío, que también pudiera ser la de Soutomerille, suposición que más tarde comentamos.


El templo se condensa en una nave rectangular con bóveda de rajuela, arco triunfal de medio punto y ábside rectangular, con una bóveda similar a la de la nave, dividida por el muro de piedra en dos partes, correspondientes al presbiterio y la sacristía.




El oratorio fue reformado en el año 1619, al que corresponde su fachada de estilo renacentista, que se adorna con un frontón recto dividido por la base. Los alrededores de la puerta están decorados con un sencillo aderezo en el marco, que se repite sobre las alas del tambanillo. Sobre el frontón se levanta una ventana en línea con la espadaña, de un solo vano.





En el frontón aparece un escudo con un lirio, una lanza y un castillo.

BLASÓN DE LOS PALLÍN

En la parte superior de la puerta, aparece la fecha de la obra: "REEDIFICATVM + ANNO 1619 / POR DOMINOS LICENCIATOS ALFONSVM / ET PETRVM LOPEZ PALLIN, FRATRES".


 Integran el interior de la nave, el ábside que se reduce, ya que se muestra una planta mozárabe. En los lados del arco, en el espacio de las paredes, se abren dos cavidades rectangulares enmarcadas por una simple moldura.





El retablo principal que se compone de dos pisos, está hecho de piedra cerrando todo el encabezado.





En la parte inferior, el espacio está centrado en un cuenco redondo a modo de hornacina, con un socavado rectangular en cada lado; la puerta de la sacristía en el lado izquierdo y un armario en el derecho. El remate del retablo pétreo tiene un hueco central con borde de cordel y a cada lado del mismo, los escudos de la fachada de modo contrario, inscritos entre pináculos piramidales.



 

En el pavimento de pizarra, había tres inscripciones también de la época visigoda y dos votos sepulcrales del siglo XVII, ofrenda de Andrés López Pallín y su estirpe.



LOCALIZACIÓN DEL ESTOVO



El templo presenta paredes de granito en engranajes horizontales, pavimento y tejado de pizarra.





A su lado se establece, la ruinosa en la actualidad, CASA-TORRE DE ABAIXO.


Sus vestigios adivinan una imagen fantasmagórica de lo que antaño fuera una señorial construcción, advertida en su fachada.




Este conjunto monumental, parece ocupar el lugar central de un recinto sagrado, en las proximidades del Castro de Soutomerille.


Espacio que también envuelve en su frondoso bosque de castaños, el que probablemente sea el CAMPOSANTO más pequeño de Galicia.








Está hecho en cantería gallega, solo tiene tres panteones y una fosa; la de dos hermanos fallecidos durante la guerra civil española.





Acomodado al pie de la croa del CASTRO DE SOUTOMERILLE,...



... y al lado de la fuente de HORTA NOVA.


Comentar, que por todo lo leído, y los textos encontrados, aunque  ambiguos, se puede llegar a la conclusión de que la iglesia mozárabe de Soutomerille pudiera ser la iglesia del Monasterio de Vilafrío anteriormente mencionada.



No se sabe con exactitud cuándo aparecen los primeros monasterios en Galicia, es probable que las primeras comunidades religiosas se organizaran en torno a pequeñas ermitas. Fue con Fructuoso de Braga, a mediados del siglo VII, cuando se reglamentaron las comunidades familiares, de la tradición visigoda (Regula Monachorum). A partir de los siglos IX y X, surgen las grandes fundaciones que con el tiempo se acogen a la regla de San Bieito de Nursia, con los monjes de Cluny que se avivan, a lo largo del Camino de Santiago y se consolida con la llegada de los cistercienses. En el siglo XIII, las órdenes mendicantes de los colonos franciscanos y dominicanos se asientan en el país y, en menor medida los agustinos, entre otros, y las órdenes militares que nacieron en Tierra Santa durante la Primera Cruzada, templarios, etc. también tuvieron cierta presencia en Galicia. 


Asi, en esta coyuntura, se fundó el Monasterio de Vilafrío de origen altomedieval.
En 1075, una parte del territorio, hoy conocido como Castroverde, era propiedad del hidalgo Enego Vermúdez, quien marchó a Borgoña para profesar como monje en San Pedro de Cluny, entregando la carta de donación del lugar, al mismo San Hugo. Posteriormente esta concesión debió ser alterada o vendida, ya que en el año 1076, no aparece en los documentos que confirma los bienes de Cluny, que otorga  el Papa Gregorio VII.  Mas la evidencia de su presencia se confirma en el año 1126, cuando la reina Urraca, tras su defunción, lo concede a la Iglesia de Lugo, terminando ahí, su existencia como monasterio.


Llamado en el año 1130, como" monasterium Sancti Salvatoris quod vulgo Villarfrigidum nuncupatur", Monasterio de San Salvador de Vilafrio. Es considerado el PRIMER MONASTERIO CLUNIACENSE EN GALICIA, pues ya constan referencias de él, en el año 1075. Junto al de SAN VICENTE DE POMBEIRO, Pantón, en 1109. SAN MARTÍN DE XUVIA, Narón, en 1113.O SAN SALVADOR DE FERREIRA (Femenino). Pantón, en 1117. Los cuatro que prevalecieron en Galicia.


INFORMACIÓN RECOGIDA DE LOS SIGUIENTES ENLACES 



VISITA OTROS SORPRENDENTES LUGARES DEL MUNICIPIO DE CASTROVERDE EN ESTE ENLACE, CON UN MAPA PARA LLEGAR A CADA UNO DE ELLOS.


No hay comentarios:

Publicar un comentario