SAN PEDRO DE PORZOMILLOS, OZA - CESURAS

San Pedro de Porzomillos se ubica en un camino originado por la vía romana que comunicaba Betanzos y Lugo a través de Guitiriz, hecho que sin duda hubo de influir en el desarrollo de este enclave. Lugar conocido como "O Brabazgo" o "do vinte", por celebrarse en él una importante feria el día veinte de cada mes.


Este templo se fundó antes del año 830, porque de esa fecha es la designación de iglesias pertenecientes al obispado de Iria hecha por Tructino, delegado de Alfonso II, entre las que se cita. En el 887, Sisnando realizó una escritura de dote a favor de su esposa Eldonda, por la cual le otorgaba la villa de "Porcimilio", entre otras.



Algunos autores recogen el dicho popular que atribuía a los TEMPLARIOS los restos de lo que se decía había sido un convento, aunque no parece probable.




Aunque la iglesia de Porzomillos ha perdido gran parte de su nave original, ha conservado un interesante ábside. El tipo de capitel resulta distinto a los que se encuentran por esta zona, sin embargo, algunos de sus rasgos decorativos más notables permiten establecer una relación estilística con otros de los templos cistercienses de Oseira, Melón y Meira. También se han citado San Xoán y Santiago de Ribadavia, iglesias construidas hacia 1220, algunos de cuyos motivos decorativos se repiten en Porzomillos. Estas relaciones permiten datar la iglesia de San Pedro en torno a 1225.


En el testero del ábside, por el exterior, es notable la presencia de un ROSETÓN de aproximadamente un metro de diámetro en lugar de una ventana. 



Su tracería está compuesta por dos triángulos secantes y seis semicírculos que cortan sus vértices. El de Porzomillos está enmarcado por un óculo que moldura la arista en grueso bocel, seguido de una media caña en el trasdós.


En el alero se observan cuatro CANECILLOS: uno representa una figura femenina, con la cabeza rota, que muestra su sexo;...



... los siete restantes se decoran con dos rollos o son de proa.


En el piñón del ábside, se conserva una CRUZ ANTEFIJA de diseño similar a las que presentan las cercanas iglesias de SAN XIAO DE MANDAIO y Santiago de Ois. 



Esta cruz está sostenida por un sillar en el que se talló una estilizada cabeza de carnero. Sobre los contrafuertes que prolongan este muro se colocaron dos pináculos barrocos, al igual que en los de la nave.


En el piñón de la nave se encuentra la figura de un toro recostado que debió ser el soporte original de la cruz del ábside, aunque en la actualidad sostiene un pequeño pináculo barroco.


No es muy frecuente la presencia de toros sosteniendo cruces, sin embargo, en esta zona pueden verse en las iglesias de SANTA CRUZ DE MONDOI, SAN XIAO DE MANDAIO, SAN XOÁN DE VILAMOUREL, y en la capilla gótica de San Cosme de Mántaras (Irixoa).


Según se cuenta, delante de la iglesia celebran los lugareños una ceremonia ancestral, posiblemente ya se hacía por los siglos VI y VII. Bailan descalzos. Con los ojos en el cielo. No se miran unos a otros. Solo se oye el sonar de una gaita. Pero no se ve. El músico se esconde tras la masa de la iglesia. En un momento todos paran y miran a un mismo sitio. Algo murmuran. Enseguida siguen su danza. Han mirado a una figura grabada en la frontal de la iglesia. Un ESPANTABRUJAS que afirman infalible. Desde que, supuestamente los caballeros templarios, edificaron la iglesia y colocaron este relieve en su fachada, nunca se vieron espíritus malignos por estos pagos.



INFORMACIÓN RECOGIDA DE LOS SIGUIENTES ENLACES

ARTE ROMÁNICO EN EL GOLFO ÁRTABRO Y EL ORIENTE CORUÑÉS (pdf)



VISITA OTROS SORPRENDENTES LUGARES DEL AYUNTAMIENTO DE OZA - CESURAS EN ESTE ENLACE, CON UN MAPA PARA LLEGAR A CADA UNO DE ELLOS.

No hay comentarios:

Publicar un comentario