MONASTERIO DE SANTO ESTEVO DE RIBAS DE SIL, NOGUEIRA DE RAMUÍN

La visita a esta Rivoyra Sacrata no tendría sentido, sin detenernos en alguno de esos importantes cenobios e iglesias que la conforman, y este municipio alberga uno de los más relevantes y significativos, convertido no hace muchos años, en un destacado Parador Nacional de Turismo.

 Aún recuerdo nuestra primera visita, cuando la mayor parte de los habitáculos que lo conformaban, incluida la iglesia, presentaban un alarmante estado de abandono. Sensaciones encontradas con respecto a su actual estado, por una parte se podía acceder libremente a todo el recinto, pero su estado de conservación no era el más adecuado.



Hablamos del MONASTERIO DE SANTO ESTEVO DE RIBAS DE SIL, origen de una pequeña comunidad fundada en el s. VI por San Martiño Dumiense el "Apóstol de los Suevos", aunque la documentación más antigua conservada que nos habla de este, es un privilegio de Ordoño II fechado en el año 921, donde se  autoriza al abad Franquila a reconstruir el monasterio, concediéndole numerosas posesiones. 
http://www.arquivoltas.com/11-galicia/SantoEstevoRibasSil%20G04.jpg
Reformado nuevamente a finales del s. XII, conserva todavía parte de esa fábrica románica, a la que también se suman otra variedad de estilos y épocas.


En la IGLESIA (s. XII y XIII), destaca su particular ábside románico de tres cuerpos, más bajo el central para así aprovechar mejor la iluminación del rosetón; junto a una maravillosa colección de canecillos; así como, un RETABLO PÉTREO o Tímpano con forma pentagonal de principios del s. XII, que representa a Jesús con los doce apóstoles, encontrado encajado en uno de los muros del Claustro de la Portería.
 
 

En el lateral de esta, una fachada barroca, en la que se abre la puerta principal del monasterio presidida por el escudo de la España Imperial, en la que se observan entre un par de columnas toscanas, dos hornacinas con santos benedictinos; el escudo del monasterio con las nueve mitras a la izquierda (en alusión a los nueve santos obispos, que según afirma la leyenda, aquí se retiraron en el siglo X); el de la Congregación de Castilla a la derecha; y una balconada.


De los tres hermosos claustros, subrayaremos el CLAUSTRO DE LOS OBISPOS,
que hace referencia a los nueve prelados de la anterior leyenda, tratándose en realidad del claustro Reglar o de las Procesiones.

 
  


Es el más antiguo y comunica directamente con la iglesia, despuntando de esa primitiva fábrica románica, su cuerpo inferior con arquería sobre columnas gemelas con capiteles del siglo XII y la bóveda de crucería reconstruida en 1722.




Además completa este atractivo espacio, el cuerpo superior de estilo ojival (s. XVI),
y unos llamativos contrafuertes adosados a los muros, decorados con pináculos, gabletes y agujas en piedra de estilo gótico tardío. 






El CLAUSTRO PEQUEÑO o “del Viveiro”, llamado así, porque antiguamente albergaba una fuente gigantesca que ocupaba toda la superficie del patio, utilizada como vivero de los monjes, para conservar salmones; sábalos; lampreas; anguilas y truchas, que se traían vivas de las pesqueras del Sil y del Miño, de esta forma, en el monasterio siempre había pescado fresco. Los cotos de pesca de una amplia zona pertenecía a los monjes, que además gestionaban los puertos o los pasos de barca, donde se cobraba a los caminantes, salvo si trabajaban para el monasterio o acudían para pagar tributos (curiosa leyenda A AGULLA DO DEMO). Este recinto de dos cuerpos formados por arcos de medio punto sobre columnas dóricas, fue construido por Diego de Illa en 1595.




El gran CLAUSTRO DE LA PORTERÍA o “de los Caballeros”, renacentista como el anterior y construidos después del gran incendio de 1562.


  

Este consta de tres cuerpos, indicando como curiosidad, que fue en uno de los muros de su cuerpo intermedio, donde se encontró encajado, el RETABLO ROMÁNICO o Tímpano de principios del s. XII que podemos admirar en la iglesia del monasterio.


Otras dependencias sobresalientes son: la ESCALERA DE HONOR situada junto a la portería, cubierta con una hermosa bóveda de crucería de 1739 y rosetones con decoración variada; y la COCINA de planta cuadrada, con un gran hogar central de piedra sobre cuatro columnas exentas.


En el piso superior, se encuentra el llamado "salón de quitapesares", con galería abierta al río y al bosque.El que fuera lugar de convalecencia de enfermos, es hoy uno de los más atractivos del Parador de Turismo.


El conjunto fue declarado Monumento Histórico-Artístico en 1923.






INFORMACION RECOGIDA DEL SIGUIENTE ENLACE

VISITA OTROS SORPRENDENTES LUGARES DEL AYUNTAMIENTO DE NOGUEIRA DE RAMUÍN EN ESTE ENLACE.

No hay comentarios:

Publicar un comentario